El cazador cazado

cazador cazado

A veces uno se encuentra determinadas sorpresas como ésta. Y es que ¿quién contempla a quién? Nosotros a la pintura, o es el retratado quien contempla, y en ese caso ¿a quién? ¿al fotografo? ¿o a las otras pinturas?

Anuncios

A mi amigo Antonio

Oso Lübeck

A quien he tenido presente muy a menudo en esas tierras heréticas luteranas. Y el sabrá por qué cuando vea esta entrada. A ver si nos vemos ya y nos tomamos unas coca-colas zero y nos contamos la vida, que estamos los dos muy atrasaos el uno del otro. Lo dicho. Un abrazo campeón.